Una correcta configuración de la envolvente térmica de un edificio es la mayor garantía de eficiencia energética y confort interior que nos puede ofrecer una edificación. Dentro de esta envolvente cobran especial peso las fachadas, por ser éstas los elementos de mayor superficie habitualmente; de aquí nace la importancia de la rehabilitación de fachadas de un edificio.

Rehabilitación de fachadas: estructura y energía

Las dos líneas de actuación globales dentro de la rehabilitación de fachadas son la estructural y la energética.

En una rehabilitación estructural, el estudio inicial llegará más allá de la propia fachada y analizará otros elementos como cubiertas y cimentaciones. Este tipo de rehabilitación de fachadas se realiza cuando se han detectado problemas patológicos como grietas y fisuras que van creciendo a lo largo del tiempo.

La otra rama de actuación en las fachadas, la rehabilitación energética, es una rehabilitación térmica, es decir, un conjunto de trabajos centrados en el aislamiento de la edificación. En este caso las actuaciones comenzarán con un análisis de la envolvente actual (a veces inexistente) y un estudio para decidir el tipo de soluciones que convienen para mejorar el comportamiento térmico de la envolvente.

Rehabilitación térmica de fachadas: tipos de aislamientos.

Los métodos aislantes elegidos dependerán de factores tan variados como el criterio y la experiencia  de los profesionales, el presupuesto de la comunidad de propietarios, las prestaciones de las soluciones propuestas, etc. Aquí radica la importancia del estudio previo y los cálculos energéticos, para poder decidir de forma correcta pensando en el objetivo de cualquier rehabilitación: mejorar el comportamiento energético y alargar la vida útil.

Los sistemas de aislamiento para fachadas más comunes son:

  • Sistemas Compuestos de Aislamiento Térmico por el Exterior o SATE
  • Soluciones de Aislamiento con Poliestireno Expandido o EPS
  • Soluciones de Aislamiento con Poliestireno Extruido o XPS
  • Soluciones de Aislamiento con Poliuretano o PUR
  • Soluciones de Aislamiento con Lana Mineral
  • Soluciones de Aislamiento con Acristalamiento y Cerramiento Acristalado

Rehabilitación de fachadas: beneficios

Durante los últimos años el Ministerio de Industria, Energía y Turismo ha presentado varios planes con ayudas oficiales para la rehabilitación energética de fachadas, pero los beneficios no sólo se centran en prestaciones económicas.

Los usuarios se verán recompensados con un aumento más que notable del confort interior y los propietarios, además, verán revalorizados sus activos inmobiliarios siendo éstos de mayor atractivo para el mercado que otros que no presentan mejoras energéticas actualizadas.